5 mitos que afectan tu corazón

colesterol alto corazon y nutricion habitos saludables hipertension presion alta Nov 10, 2022

Además de trabajar en las emociones que generan tus relaciones y el estrés de tu vida cotidiana, la salud del corazón depende de que haya una buena circulación de sangre, flexibilidad de las arterias, una conducción eléctrica adecuada y suficiente fuerza muscular para bombear en un minuto 5 litros de sangre en un recorrido diario de 100,000 kilómetros de arterias y venas  y mantener lo que supone 100,000 latidos al día. Agotador. 

Aquí te presento 5 mitos que pueden estar impidiendo tu camino hacia una mejor salud cardiovascular. 

  1. "Mientras tome medicamento, puedo seguir comiendo igual"
    El medicamento te puede ayudar a manejar la enfermedad y posiblemente a retrasar el fallo al corazón- sin embargo, NO es una solución para lo que causa la enfermedad. La mayoría de las enfermedades del corazón dependen de tu alimentación. Si con comida te enfermas, con comida te curas. Si tomas medicamento, aprende a comer para que el corazón funcione mejor y trabaja con tu médico para considera la toma del medicamento como un tratamiento temporal. 

  2. "Un aumento de la presión arterial es normal con el aumento de la edad"
    Se considera "conocimiento común" que a medida que envejecemos nuestra presión arterial aumente. Realmente no es "el paso del tiempo"; sino la acumulación de los daños sostenidos a través del tiempo. Si dentro de tus hábitos de alimentación se encuentran el consumo de productos procesados, comer en restaurantes y consumir alimentos horneados como el pan, todos estos altos en sodio; consumir comida chatarra alta en grasas hidrogenadas y sodio, entonces la razón de la presión alta no es el aumento de edad, sino el resultado de estos hábitos de alimentación. 

  3. "Al comer huevo hay que evitar la yema porque ésta sube el colesterol"
    ¡No tires la yema del huevo! La yema es la parte más importante del huevo. Éste es un mito que ya tiene 40, 50 años y por más que lo evidenciemos y hablemos todos los días, la gente sigue creyendo en que no se puede comer huevo, o que no se puede comer todos los días y que cuando lo comas debes tirar la yema. El huevo NO aumenta el colesterol. En un estudio realizado en 177,000 personas en 50 países publicado en el Journal de Nutrición Clínica en el 2020, se aclara que puedes consumir huevo y que no está relacionado con el aumento de lípidos, enfermedades cardiovasculares y mortalidad. Aquí te comparto un video acerca del consumo del huevo.

  4. "Es necesario evitar comer aceites y grasas"
    No, no y...no. Este mito ha resultado muy dañino para la humanidad y en particular para las mujeres. Tu cuerpo NECESITA grasa para regular tus hormonas, absorber vitaminas, mantener tu piel saludable, proteger tus órganos e inclusive, algunos aceites y grasas tienen un efecto protector cardiovascular. Adelante, consume aceites y grasas. Eso sí, sin lugar a dudas, deben ser aceites y grasas saludables ya que las grasas que provienen de los alimentos ultraprocesados o procesados deben evitarse. La grasa que viene de forma natural en los alimentos no es un tema de preocupación. Hay muchos "superalimentos" que tienen un alto contenido de grasa y que es deseable incluirlos en el día a día: nueces y semillas, aguacate, chocolate oscuro, aceitunas, ghee, entro otros. 

  5. "Es muy tarde para cambiar hábitos cuando ya sufres de una enfermedad del corazón"
    Nunca es tarde para estar mejor y detener una enfermedad. El medicamento no la detiene. Si no haces un cambio intencional para la salud de tu corazón ésta va a empeorar. Cambiar tus hábitos de alimentación va detener el avance de la enfermedad y posiblemente tenga un efecto de regresión y de remisión.

Quiérete, cuídate. 

Lucía